viernes, 22 de mayo de 2009

El diario como portador de texto

Los portadores de textos son todos aquellos materiales escritos (libros, diarios, revistas, enciclopedias, etc.) de uso frecuente en la sociedad.

Es fundamental que estos textos ingresen desde temprano al nivel inicial, en razón a la importancia que revisten para mejorar la competencia comunicativa en los niños; de esta manera, se los inicia en su formación como lectores y escritores competentes.

“... Los niños construyen su conocimiento acerca de los textos por medio de un contacto intenso con ellos...”[67]

Así, podríamos lograr que los niños manejen distintos portadores de textos, reconociéndolos a través de indicadores visuales (estructura interna y externa) y eligiendo el texto correcto de acuerdo al propósito que se persigue (si se desea saber información referente a un país, ésta se buscará en una enciclopedia; en cambio, si se desea buscar una receta habrá que dirigirse a un libro de cocina).

Cada uno de estos portadores de texto tienen diferentes funciones según la información que portan (informar, convencer, entretener, instruir, etc.). Nunca se construyen en base a una sola función del lenguaje, por lo general suelen estar todas presentes, aunque se privilegia una de ellas. A esta función se la denomina función predominante.

Luego de consultar el capítulo 1 (Hacia una tipología de los textos) del libro “La escuela y los textos“ y “El multilibro” concordamos con clasificación que hacen las autoras sobre las diferentes funciones. Ellas son las siguientes:

· Función informativa: Hace conocer el mundo real, posible o imaginario, con un lenguaje comprensible.
· Función literaria: Posee una intencionalidad estética, busca crear belleza.
· Función apelativa: Intenta modificar comportamientos. Incluye órdenes o fórmula de cortesía.
· Función expresiva: Manifiesta en el emisor emociones, afecto, etc.

Además de la función, los textos poseen una trama que puede ser definida como las diversas estructuraciones, o las diferentes configuraciones del mismo.
La trama también puede clasificarse de acuerdo a los siguientes criterios:

· Trama narrativa: Son los hechos o acciones en una secuencia temporal y causal.
· Trama descriptiva: Especifican y caracterizan objetos, personas, etc.
· Trama argumentativa: Comentan, explican, demuestran conocimientos, opiniones, creencias o valores.
· Trama conversacional: Interacción lingüística que se establecen en una situación comunicativa en la que los participantes deben ajustarse a un turno de palabra.
http://www.educacioninicial.com/ei/contenidos